Signo Aries ascendente Piscis

El sensitivo y soñador Piscis lo hace arder a fuego lento. Usted no se enoja ante el primer insulto, pero una vez desatada, su furia puede ser muy difícil de aplacar.

Y su nebulosa mezcla de agua y fuego le da un aire encantador, un poco perezoso, es cierto, con la cabeza en las nubes…, y demasiado proclive a perderse en la niebla.

La influencia de Piscis coarta un poco su personalidad práctica y resuelta a concretar. En el peor de los casos, usted puede ser perezoso y vago.

Pero esa misma influencia puede hacer emerger en usted al libre pensador, volviéndolo imposible de adaptar. Y hay en usted una capacidad creativa natural que su energía ariana puede ayudar a materializar.

Pero cuidado con la tendencia pisciana a excederse en la comida y en la bebida, ¡porque Aries tiene que cometer todos los excesos!

No se permita caer en la autocompasión cuando las cosas andan mal, y en el trabajo póngase a la cabeza de la fila, pues en otro caso terminará siendo un servidor frustrado en lugar de ser el rey del castillo, función que le corresponde por derecho propio.

El amor es muy importante para usted, pero su corazón se lastima con facilidad. Trate de darse tiempo para pensar antes de zambullirse de cabeza… ¿Para qué tanta prisa?

Posee una fuerte voluntad, como todos los tipos de Aries, pero puede ser muy voluble, y su prolífica imaginación acaso le provoque toda clase de miedos poco reales.

Pero no hay nadie como usted: muy perceptivo de los sentimientos ajenos, pero independiente; muy cuidadoso y amable, pero sin convertirse en felpudo…

Cuando los estados depresivos de Piscis se ciernen sobre el horizonte, el optimismo de Aries los diluye rápidamente: ¡nunca caído por mucho tiempo y jamás derrotado!

Signo Aries