Compatibilidad Capricornio con Tauro

Juntos, Capricornio y Tauro pueden lograr lo imposible: mantener los pies en la tierra, la cabeza en las nubes y el corazón en el séptimo cielo, con una pasión que satisface perfectamente la necesidad compartida de obtener al mismo tiempo seguridad y excitación.
Ambos aman el lujo y construyen un hogar acogedor y confortable, y no se cansan de la cálida y maravillosa manifestación física del amor, que cada vez es más satisfactoria.
Una confianza total y una lealtad eterna son los elementos finales que contribuyen a crear una felicidad tan arrobada que ni siquiera esa doble carga de obstinación podrá ensombrecer…, al menos, no por mucho tiempo.
El único peligro es que el amor llega tan fácilmente que ambos pueden caer en una rutinaria atmósfera de autosatisfacción.
De modo que será mejor que ambos se las ingenien para introducir alguna sorpresa, fuera y dentro del dormitorio.

Capricornio