Tauro ascendente Tauro

Su punto fuerte es la paciencia y la perseverancia, pero debe controlar su apetito desmedido si pretende que ese doble Tauro lo lleve a alguna parte.
Con una constitución duradera, usted tiene un cuerpo generosamente proporcionado, musculoso y armónico. Corre el riesgo de arruinar su salud alternando los excesos con las dietas ascéticas.
Y como no se niega ninguno de los deleites físicos de la vida, se dedicará con energía al trabajo duro.
Muy paciente, leal amigo, amante fiel y compañero de trabajo colaborador y esforzado, le vendría bien un poco más de espontaneidad en la vida. ¡Alégrese y deje de repetir que usted lo sabe todo!
En realidad, aunque está orgulloso de sus opiniones, usted quedó mentalmente detenido en la adolescencia. No puede valorar lo que no puede ver, por lo cual deja pasar de largo las emociones más profundas. Proclive a apurar el amor, cuando consigue pareja -a pesar de su falta de sutileza romántica- tiende a tratarla como un objeto poseído.
La doble influencia de Tauro le daran desesperada inclinación a crear cosas bellas, y como usted suele evitar la habitual trampa de la pereza taurina, es posible que su impulso a crear belleza se convierta en un negocio rentable.
El exceso de trabajo puede agotarlo, y su obsesión por la salud le resta fuerza mental. Pero hay en usted todo lo que se necesita para convertirse en millonario. Las empresas financieras, el negocio de la construcción y las tareas relacionadas con la naturaleza pueden proporcionarle riqueza en la última etapa de su vida.

Signo Tauro